¿Via endovenosa y hidratación con sueros en un parto normal?

La mayoria de mujeres en este país dan a luz con una via puesta por dos razones muy cuestionables: por si surge una emergencia y por administrar medicación o sueros. Ninguna de las dos razones está justificada según evidencia, puesto que un parto normal y fisiológico pocas veces se complica, y si así fuera fácilmente se pone la vía endovenosa. Tampoco un parto normal y fisiológico necesita hidratación endovenosa si la madre puede beber y comer libremente.

Sabemos que restringir el aporte de alimentos y bebidas en el parto no está justificado y puede aumentar la duración del parto, el riesgo de cesárea, de deshidratación y sufrimiento fetal. El PROBLEMA entonces surge cuando se restringe algo normal como es comer y beber, y lo sustituimos de forma rutinaria por una hidratación artificial… por viejas creencias médicas de que en el supuesto y rarísimo caso de que se necesitara anestesia general pudiera haber aspiración (desmentido por el propio colegio de anestesistas americano.) Así que en conclusión, en un parto normal y fisiológico, ni la via ni la hidratación endovenosa serían necesarias, y así lo recomiendan las guías NICE.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *