El parto en casa es una opción válida y segura para mujeres de bajo riesgo cuando son acompañadas por matronas expertas y hay un plan de traslado establecido.

Es un derecho de toda mujer Europea poder elegir dónde dar a luz y los sistemas tienen el deber de proteger la autonomía de las usuarias.

Es hora de afrontar que el parto en casa es una opción disponible y que debería ser accesible a toda mujer que deseara dar a luz en su propio domicilio. Huir de prejuicios y acompañar a las mujeres en sus decisiones informadas.

Desde la Asociación de Llevadores del Part a Casa de Catalunya (ALPACC) proponemos en el artículo publicado en la revista científica de Pediatria Catalana:

-Una comunicación eficaz entre matronas del parto en casa y los centros hospitalarios con un circuito específico en caso de emergencias obstétricas.

-La posibilidad de revisar cada caso de traslado de forma multidisciplinar antes del alta.

-La valoración y documentación de la experiencia materna del traslado.

-La inclusión del parto en casa en la formación de matronas y obstetras.

-Respuesta desde el sistema público de salud a las mujeres que eligen esta opción ya sea financiando o devolviendo parte del importe del parto en casa.

-Establecer un sistema de recogida de datos que permita obtener de forma eficiente, segura y homogénea los resultados de los partos en todos los ámbitos.

Es hora de caminar hacia adelante y hacer frente a la realidad. Hay mujeres que paren en casa, independientemente de las ofertas que existan de parto respetado en hospital o en casas de parto. Es hora de reconocer que es una opción igual de válida y segura para mujeres de bajo riesgo y el sistema debe hacer frente a la demanda actual para no vulnerar nuestros derechos.

Más información: http://webs.academia.cat/revistes_elect/index.php?idpub=3&fbclid=IwAR1c9k2mUs-X2RJzXH0v9cegMIEgSn96z2XkUUKneXptiDHF31YOgXGRmZ0


0 commentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *