Resultados de salud en niños nacidos por inducción por sospecha de bebé grande por edad gestacional

Existe debate sobre el mejor manejo en los embarazos con sospecha de bebé grande por edad gestacional.

Un recién estudio mostró que la inducción temprana de estos bebés reducía el riesgo de cesárea y morbilidad infantil, pero poco sabemos de las implicaciones a largo plazo.

El objetivo de ésta investigación fue averiguar los resultados maternos y neonatales, los resultados de salud y educación en los bebés inducidos a la semana 37-38 por sospecha de bebé grande por edad gestacional.

El estudio poblacional se realizó en Australia entre 2002 y 2006 comparando un grupo expectante con un grupo de inducción temprana a las 37-38 semanas.

Los resultados mostraron que sólo un 4% de mujeres fueron inducidas a las 37-38 semanas de gestación. Las mujeres en el grupo de inducción tuvieron menor riesgo de cesárea. Por el contrario, los bebés del grupo de inducción tuvieron mayor probabilidad de baja puntuación en el test de APGAR, trauma en el nacimiento, ictericia, fototerapia e ingreso en unidad de cuidados intensivos en comparación con los bebés del grupo expectante.

Además, los niños del grupo inducido tuvieron mayores porcentajes de ingreso hospitalario y necesidades especiales durante la infancia. A la edad de 8 años no se apreciaron diferencias en el aprendizaje de literatura y numeración.

El estudio concluye que aunque las mujeres tengan menor riesgo de cesárea con una inducción temprana cuándo se sospecha de bebé grande por edad gestacional, el riesgo de morbilidad neonatal y la necesidad de cuidados de salud extras en estos bebés sugieren precaución.

Más información:

https://obgyn.onlinelibrary.wiley.com/doi/abs/10.1111/aogs.13511

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *